Argentina Digital

Confirmadísimo: los delincuentes tienen mejores vehículos que la Policía conducida por Ritondo

Uno de los principales motivos de preocupación de los ciudadanos bonaerenses es –y no es nuevo decirlo- el tema de la inseguridad. Mucho se ha hablado sobre las políticas a implementar por parte de las autoridades, en definitiva las responsables de la puesta en marcha de medidas que impliquen una mejora en la materia pendiente.

Para ello, la administración de la gobernadora María Eugenia Vidal dispuso de una ley aprobada por casi todo el arco político, la de la emergencia en seguridad, que le permitió a través del ministerio comandado por Cristian Ritondo sortear determinados actos administrativos, especialmente los vinculados a las compras directas de insumos para la Policía Bonaerense.

En ese aspecto, fueron muy comunes las compras directas de equipamiento en materia de tecnología, indumentaria y armamentos.

Y también vehículos. Desde el comienzo de la gestión Vidal-Ritondo fue muy común observar los nuevos patrulleros policiales, algo que fue bien recibido por la sociedad, ávida por contar con una fuerza equipada con las herramientas necesarias para combatir el delito que tanto preocupa.

La delincuencia, se sabe, no se detiene. Y los robos so cada vez más violentos. Lamentablemente son muy comunes las noticias que dan cuenta de los vehículos en que se movilizan los delincuentes, con los que salen a cometer los hechos que muchas veces terminan con las vidas de niños, mujeres y hombres inocentes.

Ver que los delincuentes circulan con vehículos último modelo y de “alta gama”, mientras la Policía lo hace con algunos destartalados y fuera de toda norma de seguridad para sus ocupantes es, en verdad, frustrante.

Las fotos que acompañan esta nota fueron tomadas esta semana, con dos días de diferencia, en pleno centro de la ciudad de La Plata. Los autos de la Policía Bonaerense, en apariencia, son nuevos. Pero dan pena por el descuido que evidencian, similar al de uno de la Policía Local que anda circulando por el centro de la mencionada ciudad, capital de la provincia de Buenos Aires.

Los autos marca Toyota de la Policía Bonaerense Patentes PLR 057 y OZR 595 circulan con la evidencia del descuido y la desprotección para sus propios ocupantes, los que en definitiva arriesgan sus vidas cuando tienen que actuar ante los hechos delictivos.

Y, todavía peor, no son los únicos en ese estado lamentable.

Comentarios

Argentina Digital
Agencia de Noticias
www.argentinadigital.info
correo@argentinadigital.info