Argentina Digital

Se cumplió un recordado exabrupto del Mundo K: "Que se metan la Marcha Peronista en el c…"

Con la decisión de las autoridades del Partido Justicialista de la provincia de Buenos Aires de “regalarle” esa representación al ex ministro del Interior, Florencio Randazzo, para que compita en las próximas elecciones Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO) del 13 de agosto, se abre un nuevo abanico de posibilidades respecto a lo que sucederá con el Frente en el que decidió participar por afuera de dicha estructura partidaria la ex presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner,

Fracasados los intentos de “unidad” pregonados desde el kirchnerismo, con en el que pretendían neutralizar la estrategia randazzista de ir a las PASO para determinar quién se quedaría con la representación del justicialismo bonaerense de cara a las generales del 22 de octubre, la ex presidenta decidió dejar el justicialismo para integrar un frente electoral.

La apoderada del PJ bonaerense Patricia García Blanco, en una nota dirigida a Randazzo con el  sello del "Partido Justicialista de la Provincia de Buenos Aires", le comunicó que "podrá usted presentarse como cualquier  otro candidato, en el Partido Justicialista y en el marco de la ley electoral vigente".

Además, García Blanco sostuvo que por "expresas instrucciones" del presidente del PJ bonaerense, Fernando Espinoza, confirmó que "algunos de los partidos que han integrado el Frente para la Victoria" en 2015, han "manifestado que van a constituir otro frente electoral".   

Según señalaron voceros cercanos a la ex presidenta, este miércoles a partir de las 12, Fernández de Kirchner recibirá en el Instituto Patria, ubicado en Rodríguez Peña 80 de la Capital Federal, a intendentes, jefes de fuerzas aliadas y concejales para terminar de dar los últimos detalles al armado del frente con el que el kirchnerismo competirá en octubre.   

Dicho espacio, que podría llamarse "Frente Ciudadano", estará integrado por 20 partidos aliados, entre los que se ubican el Frente Grande, Nuevo Encuentro, Miles y Partido Solidario, entre otros,  además de contar con el aval del PJ de los distritos bonaerenses.

Pero el distanciamiento entre Cristina y Randazzo en el Partido Justicialista viene a ser uno más de los tantos que vivió –o padeció- ese movimiento. Corría agosto de 2005 cuando la entonces senadora nacional santacruceña Cristina Fernández de Kirchner decidió competir por una banca representando a la provincia de Buenos Aires enfrentando al duhaldismo. Y cuando este sector pretendió impregnar la mística peronista para diferenciarse del kirhnerismo, el entonces ministro del Interior, Aníbal Fernández, lanzó la frase histórica: “Que se metan la Marcha Peronista en el c…”.

Comentarios

Argentina Digital
Agencia de Noticias
www.argentinadigital.info
correo@argentinadigital.info